El Consejo Nacional de Atención Integral a la Persona con Discapacidad (CONAIPD) y la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos (PDDH), en el marco del Día Internacional de las Personas con Discapacidad, pidieron a la Asamblea Legislativa la aprobación de la Ley de Inclusión de las Persona con Discapacidad.


Para Daysi Villalobos, directora de CONAIPD, la inclusión constituye un reto impostergable de desarrollo para El Salvador, la cual implica la participación plena y efectiva en todos los espacios de la vida nacional, por parte de las persona con discapacidad; participación real, activa, dinámica, en el involucramiento en actividades y procesos de educación, toma de decisiones, las posibilidades para expresar opiniones, para brindar sus aportes, ser parte de la economía nacional y de la dinámica socio política y cultural del país.

Explicó que junto a la PDDH se elaboró la Ley de Inclusión y se envió a la Asamblea Legislativa. La Ley pretende reconocer los derechos que tienen las personas con discapacidad, “que sea visibilizadas como tal, que se les de oportunidades de empleo en las instituciones públicas y privadas”.

El 14 de octubre de 1992, Naciones Unidas proclamó que cada 3 de diciembre como día internacional de las personas con discapacidad, fecha adoptada por el Estado salvadoreño el 7 de diciembre de 1995.

Por su parte, la procuradora Raquel Caballero solicitó a la Asamblea Legislativa “agilizar el estudio del proyecto de Inclusión de las Personas con Discapacidad, sin menoscabo del contenido propuesto en el proyecto presentado por la Mesa Permanente de la PDDH de las personas con discapacidad”.

Durante el evento, los asistentes repetían una consigna: “Sí quieres mi voto, vota por la Ley de Inclusión”.