A la derecha, Mirna Perla, y al centro Procurador David Morales.A la derecha, Mirna Perla, y al centro Procurador David Morales.La Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos (PDDH) y la Asociación para la Verdad y la Memoria de Víctimas de Graves Violaciones a los Derechos Humanos (ASMEMORIA) realizaron, este sábado, la IV Asamblea de Víctimas de Graves Violaciones a los Derechos Humanos durante el conflicto armado.

La presidenta de ASMEMORIA, Mirna Perla, explicó que “exigimos que se reabran casos como el de Monseñor Oscar Arnulfo Romero, el de Herbert Anaya Sanabria, por ser voceros de nuestro pueblo sufrido y esos casos siguen impunes”.

Por su parte, el Procurador para la Defensa de los Derechos Humanos, David Morales, manifestó su compromiso de seguir luchando por la justicia y reparación de víctimas de violaciones a los derechos humanos.

Perla aseguró que delitos de guerra fueron injustos, por ello piden que se reaperture casos para rescatar dignidad de las víctimas.

“La Asamblea General de Víctimas se reúne para recordar que estamos en pie de lucha, que queremos continuar trabajando para que la Fiscalía General de la República realmente contribuya a agilizar los casos que ya le hemos presentado, como los de los presos políticos que le presentaron casos de tortura”, indicó Mirna Perla.

La representante de las organizaciones expresó que “hacemos un llamado al gobierno de los Estados Unidos para que colaboren con la búsqueda de la verdad, la justicia y reparación, tanto material como moral de las víctimas”.

Tanto el Procurador como las víctimas manifestaron que seguirán trabajando para que nacional e internacionalmente se conozca la verdad sobre las masacres, las detenciones arbitrarias, desapariciones forzadas y ejecuciones extrajudiciales perpetuadas durante el conflicto armado.

ASMEMORIA está integrada por más de 30 Comités de Víctimas y Organizaciones de Derechos Humanos que trabajan por la verdad, la justicia y reparación.