La restauración y preservación de la Estación se da en el marco del 114 aniversario de que este municipio recibiera el título de ciudad.

Al centro, Presidente Salvador Sánchez Cerén.Al centro, Presidente Salvador Sánchez Cerén.


El Presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén, inauguró esta tarde la Estación Ferroviaria Quezaltepeque, en la ciudad del mismo nombre, un lugar que invita a viajar por el pasado y conocer más sobre la historia del ferrocarril en El Salvador.

«Con el trabajo unido del gobierno central, las autoridades locales, las comunidades y sus organizaciones, transformamos esta histórica y nostálgica estación en un agradable espacio para la cultura, el conocimiento, la recreación y la convivencia», dijo el jefe de gobierno.

La inauguración de la Estación es parte del Plan de Recuperación de Espacios Antiguos Ferroviarios, que implementa la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma (CEPA), que cuenta con un área de 3,600 metros cuadrados y está ubicada en colonia Los Lirios, de Quezaltepeque.

A la inauguración de la estación asistieron ex trabajadores del ferrocarril, a quienes el Presidente entregó reconocimientos por su aporte al desarrollo del país y a la historia, ya que han formado parte activa en la restauración de la estación.

«Con la inauguración del Museo Estación rendimos un homenaje a la labor que ustedes realizaron para conservar la memoria histórica de este sistema de transporte que trajo crecimiento económico y social a nuestro país», mencionó el mandatario.

La estación cuenta con un Museo-Estación Ferroviario, con piezas que datan del siglo XX, una plaza ferroviaria, un monumento al ferrocarril, la locomotora “853” diésel eléctrico 1962, área de juegos para niños, áreas verdes y servicios sanitarios.

«Hemos convertido (la Estación) en un atractivo turístico que contribuirá a la economía local y a crear empleos en la medida que se desarrolle», añadió.

El gobierno del Presidente Sánachez Cerén ha invertido, en este municipio, en las áreas de agua potable y saneamiento, educación, obras públicas, salud y vivienda.

«A estas acciones en beneficio de Quezaltepeque sumamos hoy este bello museo, que nos provoca un sano orgullo por su aporte a la conservación del patrimonio nacional», dijo el mandatario.

La restauración de estaciones ferroviarias inició en San Salvador con el Museo del Ferrocarril en FENADESAL, el cual ha recibido a más de 250 mil visitantes, nacionales y extranjeros, a la fecha.

En Sonsonate, recientemente se inauguró el Monumento al Ferrocarril, y se tiene previsto habilitar también la fase uno del Museo Estación en esta ciudad. A partir del próximo mes de mayo se abrirá al público el Museo de Aguilares, cuya restauración está por finalizar.

«Este día abrimos una ventana hacia el pasado que nos permite reconsiderar nuestro presente y proyectarnos hacia un mejor futuro», agregó.