En atención a las denuncias ciudadanas, la División de Tránsito Terrestre lanzó un operativo policial que infraccionó esta mañana a conductores que obstruyen el paso en las principales arterias de tránsito y aceras.


La División de Tránsito Terrestre la Policía Nacional Civil (PNC), ejecutó este día a nivel nacional un operativo de Regulación de tráfico para despejar las principales vías de acceso, para los automóviles y peatones.

En diferentes departamentos del país, la División de Tránsito de la PNC, a través del departamento del Control Vehicular, realizaron un operativo de regulación en los ejes preferenciales para despejar las principales vías de tránsito, con el objetivo de hacer fluir el tráfico y evitar congestionamientos.

“Las faltas 86 y 90 del reglamento General de Transito, son las que comenten los conductores, que impiden que las vías y aceras estén despejadas, muchas personas no obedecen las señales de tránsito”, detalló el inspector Vásquez Castaneda.

Castaneda manifestó que esta es una falta muy grave y que la infracción que se impone a los conductores que se parquean en aceras o lugares no permitidos es de $57.14.

“Un llamado a la población a que no dejen sus vehículos parqueados en las aceras, sino tendremos que decomisar sus placas e imponer multas muy graves”, concluyó Castaneda.