La ley exige que empresas con más de 100 empleados cumplan con este derecho constitucional; diputados del FMLN plantearon que fuese obligatorio para empresas con 50 empleados o más.


Miembros de la Concertación por un Empleo Digno para las Mujeres (CEDM), expresaron este miércoles que la Ley especial para instalación de salas cunas en centros de trabajo, aprobada en mayo del presente año, no responde a las necesidades de cuidado infantil en el país, ya que la consideran en exceso restrictiva y con efectos limitados, cubriendo únicamente al 0.40% de empleados de todo el país.

Roberto Zelaya, de CEDM, señaló que la Ley aprobada no busca promover un enfoque de corresponsabilidad, beneficiando únicamente a personas que trabajan en empresas con más de 100 trabajadores fijos, es decir, 494 empresas en total en todo el país. “Podría decirse que la Ley no cumple con el mandato de la Sala de lo Constitucional, pues en la práctica muy pocas personas trabajadoras podrían acceder a dicho beneficio”.

Por el contrario, la Constitución establece la obligación de los patronos para con los trabajadores de manera generalizada, sin estipular que debe existir un número mínimo de ellos laborando para una misma empresa para recibir este derecho.

Denunció que la derecha jugó un papel determinante en la nueva composición de la Ley, aprovechando ser mayoría en la Asamblea Legislativa, consultando únicamente a la gremial empresarial Anep, siendo ellos quienes generaron la orden precisa de que sólo las grandes empresas cumplan este requisito, dejando un margen significativo de empresas que no estén obligadas a cumplirlo, representando menos inversión para ellos y negando su derecho a los trabajadores.

El FMLN planteó, durante la discusión de la Ley, que debía ser obligatorio cuando se tuviera 50 empleados o más, pero todos los diputados de derecha impusieron que fuera a partir de los 100 empleados.

En noviembre del año pasado, la Sala de lo Constitucional ordenó a la Asamblea Legislativa aprobar una ley que permitiera regular la instalación y mantenimiento de las salas cunas, como lo establece la Constitución de la República en el artículo 42, inciso 20.