China respondió al incremento de aranceles sobre sus mercancías por parte de EEUU, anunciando un plan para introducir, a partir del 1 de junio, gravámenes sobre las importaciones estadunidenses por valor de 60,000 millones de dólares.


Las nuevas tarifas serán impuestas sobre alrededor de 4,500 productos estadunidenses. Concretamente, los aranceles del 25 % serán introducidos sobre 2.493 artículos; los del 20 %, sobre 1.078, y los del 10 %, sobre 974. Unas 595 mercancías no verán modificados sus gravámenes, que permanecerán en un 5 %.

De acuerdo con el medio chino Global Times, el aumento de aranceles por parte de Pekín "es una respuesta al unilateralismo y al proteccionismo comercial estadounidense".

La guerra arancelaria de EEUU contra China

A partir de este 10 de mayo se incrementaron del 10 % al 25 % las tarifas para una serie de mercancías chinas importadas a EEUU, por valor de 200,000 millones de dólares al año.

Además, el pasado viernes se dio a conocer que Trump ordenó también elevar las tarifas a todas las importaciones chinas restantes, lo que afectará a los productos importados por un valor aproximado de 300,000 millones de dólares.

El Ministerio de Comercio de China declaró ese día que lamentaba profundamente el aumento arancelario de EEUU y agregó que no tenía más remedio que tomar contramedidas al respecto. En una sesión informativa este lunes, el portavoz del Ministerio de Exteriores chino, Geng Shuang, afirmó que su país "nunca se rendirá a la presión externa".

Después de estas declaraciones, Donald Trump advirtió este 13 de mayo en su cuenta de Twitter, que si Pekín toma medidas de represalia, la situación "solo empeorará". Agregó asimismo que China se verá "muy perjudicada" si no apoya el acuerdo comercial en el que ambas partes han estado trabajando desde hace varios meses.

La última medida de Trump fue un jarro de agua fría sobre las conversaciones que mantiene desde el jueves con China en Washington, para intentar poner fin a la guerra comercial. Ambas partes habían programado seguir con sus negociaciones para intentar alcanzar algún pacto comercial.

Anteriormente, algunas fuentes del gigante asiático habían anunciado que el Gobierno de China podría cancelar los diálogos comerciales que mantiene con EEUU, ante las amenazas de Trump de imponer nuevos aranceles a los productos del gigante asiático.


 

DE INTERÉS

Nidia Díaz: a la derecha siempre le molestó hablar de resarcir la impunidad

La diputada del FMLN, Nidia Díaz, recordó que cuando se discutió el tema de impunidad en…

completo

 

 

HOLA