El próximo 1 de junio, el Presidente Salvador Sánchez Cerén acudirá a la Asamblea Legislativa para informar sobre los resultados de la gestión gubernamental durante el último año, en cumplimiento del mandato constitucional.

El próximo 1 de junio, el Presidente Salvador Sánchez Cerén acudirá a la Asamblea Legislativa para informar sobre los resultados de la gestión gubernamental durante el último año, en cumplimiento del mandato constitucional.

Pero el Presidente, además de cumplir el mandato de Ley, sabe que a quien en realidad debe rendir cuentas es al pueblo salvadoreño, por eso también invita a este pueblo a una rendición de cuentas en el costado norte de la Asamblea Legislativa, y los diferentes agrupamientos de ministerios y unidades han comenzado a presentar sus balances.

Una gestión transparente gana al dar cuentas, y debería ser natural que los medios de comunicación hicieran eco a las actuaciones del gobierno y a sus informaciones sobre el quehacer gubernamental, pero, por el contrario, los últimos meses transcurren con los grandes medios masivos realizando una campaña de desinformación.

De allí la importancia de que lo actuado tenga vías directas de información al pueblo, como lo están haciendo los funcionarios y como se hará el 1 de junio. Pero además, es importante que se territorialice esa información. El modelo informativo de los medios de la derecha presenta un escenario de desesperanza, de ocultamiento y negación de los logros en diferentes terrenos, pero los hechos transcurren en un territorio y a la vista de la población, por eso vale la pena comunicarlo y valorarlo.

Un hilo conductor de la gestión gubernamental del Presidente Salvador Sánchez Cerén, fue dar continuidad a los cambios iniciados en 2009, cuando fungió como Vicepresidente y Ministro de Educación ad Honorem; la inversión social es por ello destacada, y la visión es la de avanzar en la edificación, entre todos, de un país, “Productivo, Educado y Seguro”. Para el Presidente, la inversión en la gente es una prioridad, y por eso se ha pasado a invertir en lo social un 48% del Presupuesto, mientras que en los gobiernos de la derecha, antes del 2009, nunca pasaban de 35%.

Los avances en temas que jamás merecieron atención de los gobiernos salieron del anonimato, para hacer justicia social, para poner raíz firme al desarrollo futuro del país, como la educación inicial, que ha quintuplicado su cobertura, con modalidades creativas, la lucha contra el analfabetismo, que va cerrando esa brecha de desigualdad y ha liberado a 70 municipios del analfabetismo, incorporando programas de gobierno con alto sentido participativo de la juventud.

La educación es clave para el futuro de un joven, de una familia, y en ella se invierte la proporción más alta del presupuesto y se gestiona la cooperación de diferentes entidades privadas y externas que complementan el avance educativo, y, todo junto, ha permitido la rehabilitación de espacios y la dotación de mobiliario de una tercera parte de los centros educativos.

El programa presidencial del paquete escolar asegura apoyo a la familia y a la niñez, con la dotación de uniformes, zapatos, cuadernos y alimento escolar, y se sostiene el avance de entrega de computadoras, a modo de asegurar que en los centros educativos, cada niña y cada niño tenga acceso a una computadora. Se abren oportunidades a jóvenes para continuar sus estudios, con modalidades flexibles y programas que INJUVE lleva adelante, para dar espacio positivo al tiempo y la mente de los jóvenes, para prepararles para la vida, para el trabajo y para ser seres humanos con autonomía.

La salud pública ha experimentado el mayor cambio de la historia  a partir del 2009. La mortalidad materna bajo de 42.3, a 27 muertes maternas por cada 100 mil nacidos; con la aplicación de la Ley de Medicamentos, a partir de 2013, la población ha ahorrado  más de 300 millones de dólares. El más reciente y moderno hospital, inaugurado en el marco de la Reforma de Salud, es el de La Unión, y el Seguro Social construye un nuevo hospital en San Miguel y Apopa, y se apresta a extender servicios pediátricos. Las mujeres contamos con un moderno hospital para la mujer y la población rural y la niñez han visto extenderse los servicios, para que estos sean accesibles a través de los Equipos Comunitarios de Salud y nuevas Unidades de Salud.

Sin duda, en lo social, son la educación y la salud los servicios que más extienden servicios, y son también, los más atacados por la derecha, a la que le disgusta el cambio, y procuran promover descontento y una perniciosa crítica  para ocultar  los mismos.

Precisa pasar a una valoración más integral de todo cuanto es nuevo y cambia la vida de quienes estuvieron olvidados en el pasado; los datos lo permiten, y a ello dedicaremos en las próximas semanas nuestra voz; los hechos que demuestran que para el gobierno ganado por el FMLN, la gente es primero, y para ella se trabaja.


DE INTERÉS

Pobreza en 2016 disminuye en comparación a 2015

Estas mejorías serían generadas por mayores condiciones de vivienda y salud, servicios…

 

 

ANUNCIO

 

 

MÁS VIDEOS