CONPHAS exige Corte Suprema de Justicia (CSJ) eliminar los seguros médicos hospitalarios de los magistrados y jueces.


El coordinador de la Concertación Popular por un país sin Hambre y Seguro (CONPHAS), Francisco García, exige a la Corte Suprema de Justicia (CSJ) elimine los seguros médicos hospitalarios de los magistrados y jueces.

“Exigimos a la Corte Suprema de Justicia (CSJ) elimine los seguros médicos hospitalarios de los magistrados y jueces”, dijo García, quien pidió coherencia a los magistrados con los que dictaminan y con las acciones que ellos practican.

A finales de julio, la Sala de lo Constitucional declaró inconstitucional el presupuesto 2017 y ordenó eliminar excesos de gastos al órgano Legislativo y Ejecutivo. A pesar que la misma Corte no se ha comprometido a reducir sus onerosos gastos, seguros médicos, entre otras cosas, detalla García.  

“Exigen austeridad. Pero ellos han gastado más de 24 .3 millones de dólares en los últimos 9 años en seguros de prima para personas. Llaman a la austeridad a las instituciones públicas pero ellos jefes y jefaturas de todo el órgano judicial mantienen un bono de 500 dólares mensuales por cada juez, en gastos de representación”, dijo el sindicalista.

Un artículo periodístico publicado en el Portal Transparencia Activa, revelaría que de 2001 a la fecha, la CSJ ha invertido $26.6 millones en seguros de vida y médico hospitalario para los magistrados y jueces del país.

El portal también revela que la CSJ pasó de gastar en seguro médico $2.2 millones en 2015 a $6.1 millones en 2016.

“La CSJ inició en 2001 con el seguro y desembolsó en esa oportunidad $399,994.48, luego la cifra se incrementó al punto de ascender a más de $6 millones para el año recién pasado”, señala la nota periodística con información de la Unidad de Acceso a la Información Pública (UAIP).

Los gastos en los seguros médico y de vida en los magistrados y los jueces de la CSJ es parte de los desembolsos del Órgano Judicial en su presupuesto anual, así como el de los vales de combustibles que, en un año, significaron casi los $2 millones.