El ministro de Justicia y Seguridad, Mauricio Ramírez Landaverde, advirtió nuevamente que políticos o personas que busquen contactos con estructuras criminales serán investigados.

Ministro de Justicia y Seguridad, Mauricio Ramírez Landaverde.Ministro de Justicia y Seguridad, Mauricio Ramírez Landaverde.


El ministro de Justicia y Seguridad, Mauricio Ramírez Landaverde, advirtió nuevamente que políticos o personas que busquen contactos con estructuras criminales serán investigados.

El Salvador está cerca de nuevas elecciones y podría suceder que candidatos busquen reunirse con pandilleros para asegurar votos o para ofrecimientos, como fue el caso del diputado de Arena Ernesto Muyshondt, y el fallecido alcalde de Ilopango, Salvador Ruano, que ofrecieron a las pandillas una segunda tregua.

“Cualquier persona, ya sea un político o cualquier otro, que busque o trate de encubrir con alguna situación de tipo social o humanitaria, como se le quiera llamar, cualquier persona que se relacione bajo cualquier forma con este tipo de grupos, se somete a ser investigado por tal conducta”, señaló Ramírez a la prensa luego de participar en la inauguración del Centro de Historia Policial.

Ramírez Landaverde recordó que en el periodo preelectoral ha tenido conocimiento que ciertos grupos están intentando acercarse a la clase política.

De acuerdo con el ministro de Justicia, las estructuras criminales "estarían especulando con ejercer presión, incrementar hechos de violencia con el propósito de incidir en las decisiones de algunas personas, que puedan ser candidatos a cargos de elección popular en el próximo evento electoral, y buscar alguna forma de entendimiento, diálogo o algo parecido”.

Explicó que en los actuales planes de seguridad y medidas extraordinarias no se contempla bajo ninguna posibilidad "conversar con las pandillas".

Agregó que el único interés que motiva a las estructuras criminales es obtener "beneficios" a través de la violencia.