Imagen de referencia: Condenan a exjueces especializados de San Miguel.Imagen de referencia: Condenan a exjueces especializados de San Miguel.

El Tribunal Tercero de Sentencia condenó a penas que oscilan entre cuatro, 19 años y seis meses de prisión a tres ex jueces especializados de San Miguel, procesados por cohecho propio.

A 19 años y seis meses de prisión fue condenado el ex juez especializado de Sentencia Enrique Alberto Beltrán Beltrán, tras ser hallado culpable por cuatro casos de cohecho propio y uno por cohecho  impropio.

Mientras que el ex juez suplente Especializado de Sentencia de San Miguel, José Rodolfo Castillo Morales fue sentenciado a 14 años de prisión, por tres casos de cohecho propio.

El ex juez especializado de Instrucción de San Miguel Jorge Gonzales Guzmán, fue sentenciado a 4 años de prisión por un caso de cohecho.

Luego de tres semanas de juicio, los jueces valoraron las 125 discos que contenían las intervenciones telefónicas, 37 testigos de cargo y 7 de descargo, así como una abundante cantidad de prueba documental, los jueces por decisión unánime, encontraron a los ex juzgadores culpable de los delitos que la representación fiscal los estaba acusando.

Uno de los juzgadores, antes de emitir su fallo hizo la reflexión que: “Se debe tener jueces que no se venden…solicitar o recibir dádivas es delito… el juez debe comportarse independientemente para no afectar el bien jurídico de la sociedad”.

En su declaración, el testigo ofertado por la Fiscalía con clave “Ades” dijo que Beltrán y Castillo eran los que daban las órdenes para negociar casos judiciales a cambio de ciertas cantidades de dinero, mientras que él (“Ades”) era quien cobraba el dinero ofertado por algunos abogados para favorecer a sus clientes.

Entre los casos por el que fueron condenados, se encuentra un homicidio de un juez de Paz de Jocoro, en donde Castillo mediante la intervención de llamadas telefónicas, se comprobó la manera de operar, ya que debido que tenía conocimiento que su celular estaba intervenido, hablaba en claves con el abogado defensor de la imputada  Gladis Chicas Alemán a quien le pidió la cantidad de 20 mil dólares a cambio de beneficiarla con en una revisión de Sentencia.

Los ex jueces pedían dinero para favorecer a imputados, a través de sus abogados defensores. En muchos casos se hacían revisiones de sentencia, adelantos de fechas de juicios y absolvían a imputados que pagaron entre $750 y $1,500.

Al final del fallo, el ex juez Jorge González pidió a los jueces no ser enviado al penal de Metapán, ya que cuando él era juez de sentencia condenó a varios ex policías que hoy guardan prisión en dicho lugar.

La petición en concreto fue que lo enviaran al sector nueve del penal de Mariona. Al respecto, los jueces señalaron que harán las respectivas gestiones. Sin embargo, Beltrán y Castillo irán al penal de Metapán.


 

 fbvd  twvd ytvd 

ANUNCIO

BANNER WEB

 

 

DE INTERÉS

Empresas salvadoreñas, apoyadas por PROESA, hacen negocios en EEUU

Una delegación de empresas salvadoreñas pertenecientes al sector de servicios,…